Cuando nos ponemos enfermos de manera natural

Cuando nos ponemos enfermos de manera natural y tenemos que ir a uno de esos hospitales, podemos decir que hemos tenido suerte, según mi abuelo. Sin embargo, seguía, no sabemos si hemos entrado realmente en el hospital de una manera natural o no. Puede ser que sólo creamos haber entrado de manera natural, incluso de la más natural, cuando, sin embargo, sólo hemos entrado de manera artificial, posiblemente de la más artificial.


Valoración media 3.7 / 5 (7 votes casts)
Cuando nos ponemos enfermos de manera natural valorado 3.7 sobre 5 basado en  7 valoraciones de usuario
Bernhard, T. (1978). El aliento, p. 23, Barcelona: Anagrama, ISBN: 84-339-3063-X

Deja un comentario

  Campo Obligatorio
Puedes utilizar estas etiquetas HTML en el comentario
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>