El medio más seguro de torturar a

El medio más seguro de torturar a un hombre es desesperarlo diciéndole: «Aquí no hay porqués ». Esta frase le hace caer en el mundo de las cosas, le somete a las cosas y le convierte a él mismo en una cosa.


No rating yet
Cyrulnik, B. (2008), "El amor que nos cura", pag,23, Barcelona: Editorial Gedisa, ISBN: 9788497840859

Deja un comentario

  Campo Obligatorio
Puedes utilizar estas etiquetas HTML en el comentario
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>